Imaginemos un algodón que mejore la vida de los agricultores y proteja el medio ambiente, en lugar de degradarlo.

Hoy en día, el cultivo de algodón convencional, especialmente en el contexto de los pequeños agricultores que trabajan en ambientes que carecen de regulación, exige el uso de grandes cantidades de agua, contamina el suelo, ocasiona problemas de salud y puede resultar ser mal negocio para los agricultores.

Sin embargo, el algodón que se cultiva de manera sostenible y se vende a precio justo puede contribuir a la prosperidad de los pequeños agricultores, de sus familias y de la comunidad entera. El algodón sostenible elimina el uso de químicos peligrosos, preserva el suelo, conserva el agua, protege la salud de los agricultores y les ayuda a terminar con su ciclo de deuda. La iniciativa Better Cotton (BCI por sus siglas en inglés) reduce la dependencia a los pesticidas y contrarresta las amenazas de la disminución del agua y de las condiciones de trabajo inseguras. Necesitamos liberar el potencial del algodón sostenible. Y debemos hacerlo rápido.

Transformar el sistema completo significa trabajar con marcas, redes, gobiernos y agricultores en diferentes lugares del mundo. Juntos estamos creando una visión compartida de lo que podría ser el mercado del algodón sostenible. Estamos detectando deficiencias y abordando problemas que otros no están dispuestos a enfrentar. Porque cuando los mercados se desploman, nadie gana. Para cambiar el sistema, tenemos que demostrar que un cambio a gran escala sí es posible. Junto con nuestros aliados, estamos implementando soluciones que seguirán funcionando aún después de que nuestros apoyos financieros hayan finalizado.

Ben Langdon

En esta sección

  • 2.1

    Renovando esperanzas

    Azeli, propietaria de una unidad demostrativa del Proyecto Tejiendo Valor en Brasil, nos explica el impacto que ha tenido este proyecto en su vida.

    LEE MAS
    Ben Langdon
  • 2.2

    Soluciones auto-sostenibles

    Dinesh Natalia nos muestra cómo una solución orientada al mercado está preservando el agua y acelerando la producción de algodón orgánico en Madhya Pradesh, India.

    LEE MAS
    Ben Langdon
  • 2.3

    Se necesita a un equipo

    Luca Simons explica cómo la organización Organic Cotton Accelerator (OCA por sus siglas en inglés) está derribando las barreras que impiden el crecimiento del algodón orgánico.

    LEE MAS
    Mahmud/Map
VALOR DEL DONATIVO: €845 mil (6 años)
2.1

Renovando esperanzas

Ben Langdon

El proyecto Tejiendo Valor, en colaboración con Fundación Solidaridad, busca implementar un modelo auto-sostenible para el cultivo familiar de algodón al norte de Minas Gerais y al sur de Bahía en Brasil. Azeli es propietaria de una de las unidades demostrativas y nos cuenta que ya es posible ver el impacto que ha tenido el proyecto

Trabajamos mucho y al final no veo ningún aumento en nuestros ingresos que nos permita vivir más tranquilos. La vida es muy dura. Este proyecto nos da la esperanza de que sí podemos tener un mayor beneficio.

Tengo tres hijas: Fernanda, titulada en pedagogía; Adriana, estudiante de enfermería, y Patricia, que aún es adolescente y está en la escuela. Las dos mayores viven en Uberlândia, pero quisieran vivir aquí.

Si las condiciones de vida mejoraran, sería posible que las personas que han salido de la región en busca de nuevas oportunidades, regresarían. Siempre escuchamos de quienes se han ido a vivir fuera que éste es un buen lugar para habitar (Mato Verde, Minas Gerais). Aquí tenemos tranquilidad y no tenemos la agitación de la ciudad. Hasta los jóvenes lo dicen.

Conocer el proyecto nos dio esperanza. Ya es posible ver la diferencia que la irrigación por goteo ha tenido en los cultivos. Podemos ver, aquí en nuestra plantación, que las partes que están siendo irrigadas crecen mejor. Las flores de algodón no se caen porque tienen el agua necesaria. En cambio, en las plantaciones que no tienen irrigación, podemos observar el algodón muy marchito.

La cooperativa también ayuda. Antes trabajábamos solos. Como se dijo en la charla sobre cooperativismo (conferencia con el profesor Geraldo César Oliveira de la Universidad Federal de Lavras, que forma parte de las capacitaciones del proyecto), cuando hacemos las cosas solos, las probabilidades de que salgan mal son mayores. Pero si se tiene una asociación que trabaja en equipo y busca conocimiento, entonces todo se vuelve más fácil. Por ejemplo, para poder vender la producción, es de gran ayuda tener una asociación y un mayor conocimiento.

Yo siempre voy a las reuniones del proyecto, al igual que otras mujeres, como Joaquina, que también es propietaria de terreno y responsable de una de las unidades demostrativas, pero no todas asisten.

Así, esperamos tener más conocimiento para que nuestra tierra produzca más y podamos vivir con mayor tranquilidad.

VALOR DEL DONATIVO: €4,3 millones (4 años)
2.2

Soluciones
auto-sostenibles

Ben Langdon

A través de nuestra alianza con Fundación Aga Khan, hemos catalizado una solución impulsada por el mercado que continuará dando resultados aún después de que haya concluido nuestro apoyo. Dinesh Natalia explica cómo reducir los riesgos financieros de los agricultores, apoyándolos a arrancar y demostrando la viabilidad del negocio, acelera la producción de algodón sostenible y mejora vidas.

Muchos pequeños agricultores de algodón en India luchan por vivir dignamente de su tierra. Esto sucede por varias razones, desde el cambio climático y la fluctuación de los precios en el mercado, hasta el ciclo de deuda por la dependencia a los insumos caros. Como trabajador de extensión, yo ayudo a los agricultores a incrementar su ingreso y mejorar su sustento, transmitiéndoles conocimiento. Nuestra iniciativa de irrigación por goteo combina una simple solución tecnológica con una solución financiera auto-sostenible.

Primero, la tecnología. En comparación con las técnicas de irrigación tradicionales, el goteo ahorra agua y trabajo, al mismo tiempo que incrementa la productividad. Una vez que se realiza la inversión inicial, los costos se reducen, aumentan los ingresos y los agricultores tienen más tiempo para otras cosas. Resulta particularmente efectivo en zonas que son propensas a la sequía. Un agricultor con el que trabajo, Vishram Makwhana, dice que ha obtenido mejores cosechas con menos agua desde que instaló el riego por goteo. Ahora emplea el tiempo que le queda libre trabajando como albañil y conductor de tractor, y utiliza el ingreso adicional para mandar a sus dos hijos a la escuela.

Ben Langdon

El sistema de riego ha significado una transformación para los agricultores con los que trabajo. Sin embargo, instalar el sistema cuesta el equivalente al ingreso anual típico de un pequeño agricultor. El gobierno ofrece apoyos, pero aun así los agricultores deben aportar una cantidad de capital considerable. Esto significa que la opción sólo es viable para productores más grandes y excluye a los agricultores más pequeños y vulnerables. Y ahí es donde entra la parte más interesante de nuestro proyecto: el fondo revolvente.

El agricultor pide un préstamo de nuestro fondo y lo va pagando mensualmente durante dos años. El pago que hace regresa al fondo revolvente y se usa para otorgar más préstamos a otros agricultores. Así, el dinero circula y el riego por goteo puede beneficiar a más agricultores ayudándoles a mejorar su sustento. El fondo fue administrado inicialmente por el Programa Aga Khan de Apoyo al Sector Rural; ahora los agricultores están formando organizaciones de producción para administrar el fondo que además permitirá que ellos negocien de forma colectiva sus insumos como semillas y fertilizantes.

Llevo diez años trabajando en esta área. He visto cómo este sencillo sistema de riego puede transformar vidas, ayudando a que las familias coman mejor, tengan acceso a la educación y ahorren dinero para hacer que su negocio crezca. Y cómo la iniciativa está diseñada para seguir extendiéndose, estoy seguro de que este sistema continuará cambiando la vida de los agricultores y sus familias, una y otra vez.

Ingreso de los agricultores

0
%

de aumento neto

Ahorro de agua

26
%

(Buscamos mantener esta reducción para los 10,000 agricultores que planeamos alcanzar con esta iniciativa)

Tasa de incumplimiento

Fondo de goteo:

En general, las instituciones financieras no consideran que los agricultores sean financiables; las tasas de incumplimiento de los préstamos agrícolas en la India son altas: 16% en 2013-2014 (Banco Central de India). Por el contrario, este fondo tiene una tasa de incumplimiento de cero, sobre todo porque los pagos se hacen cuando los agricultores tienen más posibilidades de pagar; durante la cosecha.

0

Incumplimiento

Liberación de fondos

Nuestro capital semilla de €2,77 millones permitió crear un fondo revolvente para otorgar préstamos sin intereses a los agricultores. Esos fondos se rotarán una y otra vez indefinidamente para seguir dando préstamos a nuevos agricultores cuando los anteriores hayan pagado.

Para 2024-2025, el fondo habrá rotado otorgando préstamos con valor de €12,21 millones y liberará una contribución del gobierno de la India de €11,17 millones. Durante este periodo, la contribución de los agricultores será de €5,59 millones. Esto significa que los agricultores continuarán beneficiándose de estos préstamos, aún mucho después de que nosotros hayamos cesado de financiar, dentro de cinco años.

Gobierno
11,17
Agricultores
5,59
+
Fundación
2,77
=
0,0

*las cifras de este reporte están dadas en millones de euros

La historia de Sheela
¿Cómo puede cambiar la vida de un agricultor y el futuro de una familia el migrar hacia el algodón orgánico? Sheela, quien sobrevive gracias a una pequeña parcela de algodón, nos cuenta.

VALOR DEL DONATIVO: €600 mil (2 años)
2.3

Se necesita un equipo

A pesar de todas las inversiones, el crecimiento del mercado de algodón orgánico sigue siendo lento. ¿Por qué sucede esto y cómo podemos cambiarlo? Lucas Simons explica cómo la iniciativa Organic Cotton Accelerator (OCA) reúne iniciativas fragmentadas para generar un impacto colectivo que tenga el poder de derribar las barreras de mercado.

Creo sinceramente que el cambio no viene de las organizaciones y los corporativos grandes, sino de los individuos dentro de esas organizaciones. Yo pongo todo mi talento, energía y fuerza en encontrar y conectar a esos individuos y trabajo con ellos para diseñar modelos de transformación que aportan mucho más valor a todos los involucrados. Finalmente, eso crea un mejor futuro para mis hijos y para todas las siguientes generaciones.

Mi organización, New Foresight, se especializa en cambio sistémico, convirtiendo los retos difíciles en oportunidades compartidas. Hemos trabajado en la transformación de los mercados de café y cacao, y ahora estamos llevando nuestro conocimiento al sector algodonero a través de nuestra alianza con OCA. No podría pedir un trabajo con más desafíos y gratificaciones.

Cuando se trata de generar cambio, puede resultar fácil gastar tiempo y dinero tratando los síntomas en lugar de las verdaderas causas. Hemos gastado millones en la capacitación de agricultores y en programas de certificación para promover lo orgánico, pero sigue siendo una pequeñísima fracción del total de la producción de algodón. Intentar resolver esto a través de iniciativas individuales, de programas de responsabilidad social corporativa (RSC) o de actividades de organismos de ayuda no da resultado. La realidad es que tenemos que alinear a toda la industria en una estrategia colectiva para atacar desde la raíz lo que está impidiendo el crecimiento del mercado de algodón orgánico.

La buena noticia es que la mayoría de los compradores importantes de algodón orgánico están de acuerdo en que el sistema actual no funciona. Y eso es lo que hace que OCA sea único. Por primera vez hemos logrado reunir marcas que no solamente están comprometidas en comprar orgánico, sino también en arreglar el sistema. Esto es prueba de que el sector ha alcanzado la madurez suficiente para pasar de los actos individuales a la acción colectiva.

Un buen ejemplo de esta acción colectiva es compartir un valor justo por producción orgánica con los agricultores. Hemos identificado que una de las barreras que más impiden el crecimiento es el argumento comercial. A los agricultores no les llega un diferencial por su cultivo orgánico. Para aquellos que lo han elegido, orgánico ha funcionado porque los costos de sus insumos son menores, pero no porque están necesariamente ganando más por su producción. A largo plazo, no es un sistema económicamente sostenible ni para los agricultores ni para las marcas.

Durante el último año, el director de OCA, Hilde Van Duijn, diseñó una prueba piloto de abastecimiento para ver cómo se puede lograr que el diferencial que las marcas pagan por algodón orgánico llegue al agricultor. Primero, pedimos a las marcas que se comprometan a comprar algodón orgánico por adelantado, incluso antes de sembrar las semillas, y luego que lleguen a un acuerdo con su principal proveedor sobre el diferencial que se pagará a los agricultores. Pero también nos aseguramos de que aquellos que se encuentran al centro de la cadena de suministro se interesen por el cultivo orgánico. Entrevistamos a proveedores de primer nivel sobre las intervenciones que hacen las marcas para incentivar la producción de algodón orgánico, como contratos a largo plazo y la cotización de hilanderías de algodón selecto para garantizar la calidad. Estamos viendo qué es lo que funciona mejor para así poder hacer recomendaciones más informadas.

En el futuro, buscaremos capturar este nuevo espíritu de colaboración para impulsar y alinear la industria hacia un mismo objetivo. Planeamos crear una declaración pública, junto con los líderes de la industria, que articule nuestra visión compartida para el sector del algodón orgánico, y que emita un llamado a la acción a los aliados de OCA, así como de otras organizaciones, para que se involucren y tomen acción.

Creo que los mercados pueden cambiar. De hecho, cambian constantemente. Si nos organizamos, podemos duplicar o triplicar la participación de mercado del algodón orgánico.

Los miembros de OCA representan 60% del mercado de algodón orgánico

Hasta

4mil

Agricultores se han beneficiado de
las pruebas piloto de OCA

En 2015

4 marcas aliadas,
que aportan:

€15 mil

Fundación C&A
contribuyó con:

€91 mil

En 2016

7 marcas aliadas,
que aportan:

€585 mil

Fundación C&A
contribuyó con:

€300 mil

*las cifras de este reporte están dadas en euros

OCA apoya a 3 universidades para llevar a cabo pruebas de semillas:

1

FIBL, Research Institute of Organic Agriculture, Suiza

2

JNKVV, Jawaharlal Nehru Krishi Vikas Vidyalaya, India;

3

RMSKVV, Rajmata Vijayaraje Scindia Krishi Vishwavidyalaya, India